18 de Enero, 2014
Primera Asamblea Arquidiocesana de Jóvenes: salir a las calles a testimoniar la fe

Salir de las parroquias a los espacios públicos y ser testigos con la propia vida de la fe en Jesucristo fueron algunas de las ideas que más se repitieron durante la Primera Asamblea Arquidiocesana de Jóvenes de Santiago, este sábado, en el colegio de los Sagrados Corazones de la Alameda, organizada por la Vicaría de la Esperanza Joven, VEJ.

En la actividad participaron más de 200 jóvenes asesores y animadores de pastoral juvenil de las parroquias y zonas de toda la arquidiócesis, a quienes el vicario, padre Francisco Llanca, les dio la acogida y les agradeció su asistencia en un tiempo de vacaciones. En su saludo les señaló que “ustedes son los rostros visibles de tantas comunidades, de tantos anhelos y de tantas frustraciones”. Resaltó el trabajo de la Misión Joven y proyectó la mirada a lo que viene este año con la Misión Territorial. Respecto de lo que espera en adelante, el padre Francisco expresó que desea que los jóvenes sientan la la alegría de ser miembros de la Iglesia, “el gozo de que lo que ellos sueñan lo vamos trabajando juntos, que la esperanza que tenemos se vaya plasmando en que Jesucristo sea anunciado, conocido, amado y celebrado por nuestras comunidades de jóvenes”.

El trabajo, desarrollado en medio de dinámicas alegres y participativas, apoyadas por el coro de la Zona Oriente, se basó en la pregunta central del encuentro: “¿De qué formas concretas los jóvenes de la Pastoral Juvenil de Santiago podemos anunciar y compartir con todos que Jesucristo es fuente de vida en abundancia?”

Primero hubo una “lluvia de ideas” respecto de esta pregunta, como “salir a las plazas a compartir el amor de Jesucristo”, “testimoniar con la propia vida”, “realizar eucaristías juveniles”, “usar el arte en la misión”, “formación y oración”, etc. Luego, estas ideas se agruparon en temas, como arte, testimonio, oración, pastoral del barrio, alegría, tecnología, pastoral social, encuentro con Jesucristo, servicio y otros. Finalmente, se propuso una serie de acciones en cada uno de estos temas. Juan Carlos Astudillo, secretario ejecutivo de la VEJ, precisó que con estas propuestas elaborarán un listado final de acciones concretas para desarrollar en los espacios de la pastoral juvenil en la arquidiócesis, con el apoyo de la VEJ. Explicó que, por ejemplo, “si se propone crear un grupo de arte itinerante para apoyar la pastoral, nosotros vamos a buscar los medios para que ese grupo pueda desarrollar ese trabajo”.

¡Sean misioneros de Jesucristo!

En medio de este animado trabajo de los jóvenes, se hizo presente el Arzobispo de Santiago, monseñor Ricardo Ezzati, quien dio gracias a Dios por las obras evangelizadoras que llevan a cabo los jóvenes en la arquidiócesis, como los cerca de 3 mil alumnos de la Pontificia Universidad Católica y del Duoc UC que este mes partieron a la Misión País y la Misión Solidaria a todo el país, entre otras actividades. El pastor animó a los presentes a que sean “multiplicadores en sus comunidades jueveniles de esta hermosa experiencia de pertenecer a Jesucristo, a su Reino, que es un reino de libertad, de amor, de paz de solidaridad . Quiero animarlos a que en este año de la Misión Territorial muchos jóvenes, amigos, compañeros de ustedes que tienen la alegría de encontrarse con el Señor Jesús, no se queden con esa alegría encerrada en el corazón, sino que sean capaces de transmitirla”.

Luego, el pastor llamó a los jóvenes a abrirse a la comunión, a mirar a los demás y no ver la verdad personal como absoluta, para dejar espacio al encuentro con Dios, que es Padre. “Porque Dios es Padre y nosotros hermanos; el individuo no es una isla que se autosatisface. La cultura y la vida se van construyendo en la comunión, que brota de descubrir que Dios es Padre, que en Jesucristo nos hace hermanos”. Finalmente los instó a ser “misioneros de Jesucristo, porque él nos muestra el fundamento bello de nuestra vida, que es el amor que el Padre nos tiene”.

Juan Carlos Astudillo, por su parte, expresó su alegría por la concurrencia a esta altura del verano, la que calificó como “un milagro, un regalo de Dios. Venir después de todas las actividades del año y de haber participado en la Escuela de Verano, en medio de las vacaciones, demuestra que los jóvenes sí quieren ser protagonistas y participar efectivamente en la Iglesia”.

El joven arquitecto Cristián Venegas, de la parroquia de la Sagrada Familia, de Quilicura, expresó su esperanza de que este encuentro “nos ayude mucho a asumir el protagonismo al que estamos llamados los jóvenes en la misión de la Iglesia”. Destacó la necesidad de que el trabajo pastoral en este segmento sea coordinado a nivel de los los decanatos y no una labor aislada de cada parroquia.

La primera Asamblea Arquidiocesana de Jóvenes, a la que concurrieron también algunos párrocos, el vicario general de pastoral, monseñor Héctor Gallardo, y los vicarios de la Zona Cordillera, padre Fernando Vives, y de la Zona Oeste, padre Galo Fernández, culminó con las palabras de gratitud del padre Francisco Llanca y la entrega de una bolsa para la misión, que lleva impresa la frase del Papa Francisco “Pregúntale a Jesús lo que quiere de ti y sé valiente”.

Fuente: Comunicaciones Iglesia de Santiago
www.iglesiadesantiago.cl
Santiago, 18 de Enero, 2014
Galerías Fotográficas